|

22 octubre, 2021     lectura de 7 min

Encuentra la selección de productos perfecta con la gestión de portafolio

Encuentra el surtido perfecto de productos con la gestión de portafolio

Para las empresas en la industria alimentaria de cualquier tipo y tamaño, es fundamental evaluar continuamente si sus estándares de calidad en alimentos y bebidas es acorde con lo que los consumidores necesitan.

Ya sea que se trate de una empresa muy pequeña o de un gran retailer multicategoría, todas las compañías necesitan asegurarse que sus productos dan en el blanco para obtener máxima rentabilidad y vender. Para lograr esto, lo mejor es optimizar el surtido de productos y tener un plan definido de selección de retail para asegurar un máximo rendimiento de ventas.

Pero… ¿qué es la gestión de portafolio de producto? ¿Cómo puede una solución de Gestión de Ciclo de Vida del Producto (PLM, del inglés Product Lifecycle Management) ayudar a los responsables de la toma de decisiones a mejorar en ella? Sigue leyendo y descúbrelo.

 

¿Qué es la gestión de portafolio de producto? 

La gestión del portafolio de producto es un proceso continuo, que debe estar siempre impulsado por datos, lo que permite a retailers y fabricantes decidir si ciertos productos deben quedarse o irse, aumentar o disminuir sus costos, o si necesitan actualizarse para satisfacer los gustos cambiantes de los consumidores, los nuevos intereses del mercado y cumplir con los estándares de calidad en alimentos y bebidas. Por ejemplo, las empresas pueden actualizar los productos ya existentes para alinearlos con las tendencias de las estaciones o los temas específicos de los feriados, lo que les permitirá mejorar los márgenes de producto e impulsar las ventas a través de la diversidad de regiones y canales.

Los retailers pasan por procesos similares, al optimizar la selección de productos que impulsen el crecimiento de la empresa, aumentar el éxito de la introducción de nuevos productos y apoyar el desarrollo de marcas propias.

Para lograr esto, es importante que los gestores de portafolio se planteen las siguientes preguntas:

  • Entre todos los SKU’s ¿cuáles son los más rentables?
  • Los productos más exitosos, ¿pueden ser reubicados y renombrados para introducirse en nuevos mercados?
  • ¿Vale la pena introducir un nuevo producto para llenar un vacío existente?
  • ¿Cuánto deben costar estos productos?
  • ¿Cuál es la mejor manera de adaptar los productos a diferentes estaciones, temporalidades y regiones?
  • ¿Nuestros productos cumplen con los requisitos regulatorios regionales?
  • ¿Están actualizadas las patentes de los productos?

A la larga, estas respuestas ayudarán a los equipos a decidir si la optimización de un producto se lleva a cabo de forma adecuada, si necesita una actualización, una modificación o simplemente retirarse del mercado.

 

Perfeccionando la gestión de portafolio de producto

Una gestión efectiva de portafolio de producto implica una gran cantidad de análisis numéricos.

Los datos de resultados de ventas, las proyecciones, los estándares de precios y los análisis de márgenes son cruciales para determinar si la selección actual de productos cumple con las necesidades de los mercados objetivo.

Los decision makers, además, necesitan acceder a otras vertientes de información de producto, como los visuales del producto y del empaque, ingredientes y datos de formulación, mercados target y posibles competidores, para visualizar más claramente el valor del producto dentro del rango existente.

 

Software de gestión de portafolio de producto

Para optimizar efectivamente los portafolios de producto a gran escala, las marcas de alimentos y bebidas, productores y retailers necesitan un software de Gestión de Portafolios de Producto que les brinde un panorama global de los procesos, que sea totalmente visual. Este tipo de soluciones eficientan el desarrollo de productos alimenticios en todas sus etapas, desde el concepto hasta el consumidor. Todo ello les da a los gestores de portafolio de producto y a los planificadores de surtidos la información actualizada que necesitan para tomar decisiones fundamentales para la empresa.

Para muchas empresas de la industria de alimentos y bebidas, este software debería ser una solución de Gestión del Ciclo de Vida del Producto (PLM, del inglés Product Lifecycle Management) que proporciona la visibilidad, la información, el análisis y la conectividad necesarios para impulsar la colaboración entre los equipos y tomar decisiones basadas en datos acerca de los productos (por ejemplo, evaluar si generará un impacto positivo en las ganancias o tendrá éxito a largo plazo, entre otros factores).

 

Persona supervisando los estándares de calidad en alimentos

 

Amplía la planificación de selección de productos con la PLM    

Los retailers de alimentos y bebidas que recurren a un software de Gestión del Ciclo de Vida del Producto obtienen un panorama global de la mezcla de productos. Esto incluye identificar huecos potenciales en el portafolio de producto y modificar la selección para mejorar la introducción y predecir el éxito de productos nuevos; puede obtenerse al darles a los equipos una visión clara de los artículos de mayor resultado. Con esto, los responsables de la toma de decisiones pueden alinear vistas ejecutivas de alto nivel con metas financieras y operacionales por estación para finalmente reducir el time to market, mejorar la gestión y las devoluciones del inventario, maximizar el precio por pie cuadrado y concretar un plan financiero sólido y realista.

Una solución de PLM equipada con una buena gestión de portafolio y funcionalidades óptimas para planificar surtidos también funciona como una única fuente de la verdad, útil para todas las personas involucradas en el desarrollo de productos alimenticios. Esto permite a los usuarios colaborar y comunicarse en tiempo real, utilizando un conjunto de datos compartidos que ayuda a eliminar redundancias y asegurar una mayor precisión.

Además, los equipos pueden aprovechar el ecosistema basado en la nube del PLM, que les brinda visibilidad total del ciclo de vida del producto. ¿Cuál es el beneficio de esto? Pues bien, funciona para establecer objetivos más sostenibles, rastrear el progreso frente a los planes estacionales e identificar los artículos de bajo desempeño en cada grupo. Y mejor aún: las herramientas digitales del PLM aportan a los equipos de merchandising y desarrollo de productos alimenticios la habilidad de diseñar ofertas estratégicas de producto, plantear situaciones hipotéticas de costos, calcular el impacto del costo en los márgenes de producto y alinear las estrategias de surtido con las metas financieras.

Los retailers que trabajan mano a mano con los proveedores en el desarrollo de marcas propias también pueden utilizar una solución de PLM para impulsar la colaboración digital y realizar análisis de productos, todo con base en la información y los datos. Toda esta información puede compartirse posteriormente con el equipo de I&D, así como con los equipos de contratación y comercialización, todo ello para agilizar la solicitud de presupuestos, optimizar el desarrollo de productos alimenticios y mejorar la planificación de surtidos.

 

Hazte una idea de los portafolios de producto complejos  

Los productores de alimentos, marcas nacionales y retailers multicategoría que trabajan con proveedores para desarrollar productos de marca propia pueden obtener grandes beneficios de las soluciones PLM de gestión de portafolio de producto; éstas los ayudan a planificar, optimizar y gestionar portafolios complejos de producto que pueden adaptarse rápidamente a las demandas del consumidor.

Teniendo una visibilidad clara de los datos de productos y de ventas, los equipos tienen un panorama contextualizado completo de la mezcla general de artículos logrando que sea fácil identificar los productos principales en base a su popularidad para su posterior variación. Pensemos, por ejemplo, en los chocolates que se venden en días festivos. Las marcas pueden tomar las formulaciones de recetas existentes y simplemente volver a empacar los productos para hacerlos corresponder con las tendencias estacionales. No hay necesidad de volver a producir, sino solamente de reempacar los chocolates para que cuadren con la temporalidad del momento. Sea Navidad, el Día de San Valentín, Halloween o Pascua, las marcas pueden usar la misma fórmula de forma general. De igual manera, pueden replantear las recetas base para ofrecer alternativas para los consumidores propensos a alergias o aquellos más orientados a un estilo de vida saludable, con disponibilidad de ofrecer artículos libres de gluten o bajos en azúcar. Todo ello, pensando en satisfacer los estándares de calidad en alimentos y bebidas.

 

¡Deja atrás los silos de datos!

Para aquellas empresas de alimentos y bebidas que buscan expandirse a nuevos mercados y geografías, la gestión de portafolio de producto es clave. Sin una solución de PLM que proporcione visibilidad global a través de la cadena de desarrollo de producto, la gestión de datos se vuelve un proceso complejo y aislado que resulta en duplicaciones, redundancias e información errónea.

Una plataforma PLM centralizada hace fácil la gestión exitosa de grandes portafolios de producto, elimina barreras entre los equipos regionales y departamentales, define las ofertas locales para cada mercado y adapta el empaque, el lenguaje, las instrucciones, el arte y la información nutricional para cumplir con los requisitos regulatorios regionales.

En general, el uso de una plataforma colaborativa como el PLM da a los decision makers un panorama mucho más claro de todo el portafolio de producto. Por otro lado, los empodera para identificar las oportunidades de optimizar los productos, introducir con éxito otros nuevos y lograr ventas más grandes.

 

Share this article